Guatemala vive un proceso de transición político-jurídica de cara a crear y vincular un marco legal adecuado a la realidad de nuestros pueblos, con el objeto de que el Estado garantice y aplique el pleno ejercicio de los derechos de los pueblos indígenas.

 

Históricamente, Guatemala ha desarrollado sus bases político-jurídicas sobre la exclusión, discriminación y racismo contra las y los indígenas, negando nuestros derechos individuales y colectivos y el derecho a la igualdad de condiciones entre mujeres y hombres que conformamos los cuatro pueblos. 

 

Hoy, nuestros pueblos viven en constante riesgo y amenaza pues hemos sido violentados, en proporciones inimaginables, debido a la construcci√≥n de industrias hidroel√©ctricas, cementeras, madereras, mineras, etc. que nos han despojado nuestras tierras y territorios, provocando da√Īos irreparables a nuestras vidas y futuro.

 

Los pueblos y expresiones indígenas-campesinas organizadas, históricamente, han protestado y reclamado un cambio radical en la estructura institucional del Estado, por medio de la aprobación y aplicación de leyes que regulen la relación entre el Estado y los pueblos indígenas, lo cual ha estado en el debate nacional.

 

Los Acuerdos de Paz constituyen la ruta jurídico-política de la transformación social.  El Acuerdo de Identidad y Derechos de los Pueblos indígenas (AIDPI), no sólo reconoce los derechos individuales y colectivos de los pueblos indígenas, sino impulsa el pleno ejercicio, desde y frente al Estado en virtud de que los mismos constituyen acuerdos políticos y compromisos de Estado.

 

Los pueblos indígenas vemos necesaria la incorporación de un marco jurídico que garantice la vigencia de nuestros derechos y la aplicación de leyes, normas y tratados, tanto nacionales como internacionales, que regulen la dinámica social dentro de nuestros pueblos.

 

Por eso, hoy PRESENTAMOS el proyecto de ley denominado, Ley General de Derechos de los Pueblos Indígenas ya que vemos urgente la aprobación y cumplimiento de leyes a favor de dichos pueblos.  Este proyecto de ley es producto de un proceso de consulta real a líderes y liderezas de comunidades de cinco regiones del país, en el cual se evidencian las necesidades, exigencias, voz y derechos que reclamamos los pueblos.

 

La vigencia de esta Ley General responde a las demandas de los pueblos indígenas de que el Estado viabilice los procesos de desarrollo, observancia y respeto a nuestros derechos, cosmovisión y garantías constitucionales propias de los pueblos indígenas. 

 

Dicha ley, con el af√°n de fortalecer el marco jur√≠dico, resalta los siguientes aspectos: Consulta a los pueblos ind√≠genas, Tierra y Territorio, Autonom√≠a y Libre Determinaci√≥n, Identidad, Espiritualidad, Participaci√≥n Pol√≠tica, Acceso a la Justicia y Sistema de Justicia Ind√≠gena, Educaci√≥n Biling√ľe, Salud y Medicina Tradicional, Seguridad y Soberan√≠a Alimentaria, Lucha contra el Racismo y la Discriminaci√≥n , entre otros.¬†

 

Se fundamenta en los siguientes marcos jurídicos: 1. La Constitución Política de la Republica de Guatemala, específicamente los mandatos en materia de  Derechos de Pueblos Indígenas; 2. Mandatos legales contenidos en el Convenio 169 de la OIT sobre Pueblos Indígenas y Tribales en países independientes; 3. Interpretación sentada como verdad jurídica, dictada por la Corte de Constitucionalidad en materia de derechos indígenas y en especial, la opinión sentada sobre la vigencia del convenio 169 de la OIT ; 4. El Espíritu de los Acuerdos de Paz, especialmente el Acuerdo de Identidad y Derechos de los Pueblos Indígenas; 5. Convenios Internacionales en materia de Pueblos Indígenas y 6. Toda legislación en materia de derechos indígenas vigente en el país.

 

Esta iniciativa, obliga al Estado a dar cumplimiento al impulso de transformaci√≥n y adecuaci√≥n de la legislaci√≥n vigente a una legislaci√≥n respetuosa de los derechos ind√≠genas y de la pluralidad jur√≠dica, cultural y ling√ľ√≠stica que impera en la cotidianidad de nuestros pueblos. ¬†¬†

 

Esta Ley marca las pautas para la vigencia de los derechos de los pueblos ind√≠genas en funci√≥n del proceso de transformaci√≥n social, pol√≠tica, econ√≥mica, cultural y jur√≠dica, en virtud de que el qu√© hacer pol√≠tico del Estado, en cuanto a que los mandatos y obligaciones asumidos por Guatemala, a√ļn siguen pendientes.

 

 

Iximulew WUQ’U’  TIJAX.

Guatemala, 30 de marzo de 2009.

Coordinadora Nacional Indígena y Campesina - CONIC -

Defensoría Maya - DEMA -

Asociación Política de Mujeres Mayas - MOLOJ -

Centro para la Acción Legal en Derechos Humanos - CALDH -